4/9/17

Profecía



Contra mis labios
Un cuervo blanco
Ha susurrado la profecía

Quién sostiene el fuego
Acunando los océanos
Quién domina la palabra asesina
Con lengua de tormenta y calma
Quién gobierna el útero fértil
Engendra cuervos de luz
Y aborta deidades de sombras

Quien alimenta con su pecho no se arrodilla
Quien aniquila con su sangre no implora

Y así, erguidas
Así, alzadas
Conquistadoras
Seremos libres.