14/1/17

La ciudad de las estrellas. La La Land


La ciudad de las estrellas es una película llena de belleza. La fotografía, los colores, la banda sonora, las coreografías, los actores... es una película para soñar, para apasionarse, te atrapa con la fuerza de sus emociones, eso es lo que más me ha gustado y lo que me ha llegado directo al corazón. Porque no solo es una película de amor, es una película sobre dos artistas frustrados por la realidad de la vida que luchan con pasión y rebeldía por conseguir sus sueños y vivir de su arte, la película muestra el camino que siguen para poder dedicar su vida al arte, con sus aciertos y errores, y para mí estas enseñanzas son muy importantes y personales, por eso he conectado tanto, ha sido como si la película me hablara y me ha transmitido muchísima fuerza. Al terminar solo quería volver a verla y escribir, escribir sobre ella, y seguir escribiendo mi novela, luchar por mi pasión aunque el mudo vaya en mi contra, no permitirme flaquear, recordarme siempre lo que amo. 

Sobre todo me ha fascinado él porque representa una pasión que traspasa la pantalla, su obsesión por el Jazz, por mantenerlo puro y salvarlo, por transmitir su amor, porque si no te gusta el Jazz es solo que no sabes escucharlo, me recuerda a la literatura, y consigue emocionarte. Es inspirador. 

Sí, Ryan Gosling y Emma Stone lo hacen muy bien, tienen muchísima química juntos, son maravillosos, y me ha fascinado cómo canta él, pero toda la gloria es para Damien Chazelle por crear una joya, es una obra de arte por su belleza y por su mensaje. 

Luego el final, eso es otro cantar que solo puedo comentar con detalles, así que seguid solo si ya la habéis visto.


SPOILERS SOBRE EL FINAL:

Creo que han jugado con la trampa de los sentimientos para crear todo ese drama que realmente no era necesario. Ha sido cruel. Me ha roto el corazón en mil pedazos y confieso que me hizo llorar. Porque no solo te hieren, meten el dedo en la herida y hurgan. Podría haber tenido un final feliz, o un final menos doloroso, pero han querido enamorarnos para destrozarnos después. Pero que le encuentre aspectos criticables a la película no significa que me haya gustado menos, la adoro, incluso con el final, porque también es muy realista, no puedes tenerlo todo, a veces tienes que elegir y si tienes dos amores solo en uno puedes volcarte al cien por cien. Tal vez lo que más amaban del otro era que le impulsaba hacia sus sueños y en el momento en que estaban apunto de alcanzarlos tenían que dejarse atrás porque seguían caminos separados y su verdadero amor es su arte. Cruel pero bello también, por eso al final se sonríen -aunque duela- porque aunque su relación no haya funcionado han conseguido sus sueños gracias al otro y eso lo tendrán siempre.